Aspiraciones de los europeos dentro de 20 años

4 07 2008

Una reciente encuesta del Eurobarómetro muestra la manera en la cuál los europeos imaginan la realidad social dentro de veinte años. La encuesta analiza las aspiraciones: de manera general, ¿las condiciones de vida mejorarán o empeorarán? ¿Evolucionará la situación social durante este período? ¿Cómo debería afrontar la sociedad los desafíos futuros?

¿Son optimistas los europeos?

  • La mitad de los encuestados creen que dentro de 20 años, sus condiciones de vida se verán deterioradas con respecto a la actualidad y solamente 4 de cada 10 europeos consideran que habrá una mejora en las mismas.
  • La visión optimista decrece con la edad aunque aumenta a medida que lo hacen sus niveles de estudio y mayor urbanización del entorno en el que viven.
  • Los habitantes de los nuevos Estados miembros de la UE son sensiblemente más optimistas que los de los antiguos quince (59% contra 32% opinan que las condiciones de vida mejorarán; 24% contra 56% creen que se deteriorarán).

Mejoras en el ámbito social.

Tras aceptar el hecho de una prolongación de la vida activa (jubilación más tardía), una amplia mayoía de encuestados (70%), aspira a una mayor igualdad entre sexos:

  • Mayor presencia masculina en las tareas domésticas
  • Reparto más equitable de las ofertas profesionales entre hombres y mujeres
  • Exito de los jóvenes basado en su esfuerzo y con menos presencia familiar o del entorno

 Principales desafíos

Un número importante de europeos es bastante pesimista apostando por:

  • un aumento de las diferencias sociales aumentarán en su país
  • un aumento de la dificultad para adquirir o alquilar una vivienda a un precio razonable
  • una mayor dificultad a encontrar un buen empleo, incluso para aquellas personas más cualificadas
  • un aumento de las dificultades para costearse tratamientos médicos indispensables
  • disminución de los salarios a causa de la competencia de los países emergentes

Entre los más pesimistas se encuentran los alemanes (el 90% cree que las diferencias entre pobres y ricos se acrecentarán) y entre los menos están los estonios (54%) y los malteses (53%).

Medidas a adoptar

Los europeos quisieran que sus politicos adoptasen las medidas necesarias para:

  • establecer reglas más estrictas para que el modo de vida individual sea más respetuoso con el medio ambiente
  • que el Estado apoye a todas aquellas personas que actúen en causas sociales
  • adoptar medidas que reduzcan las diferencias entre ricos y pobres en cada país
  • recibir mayores ayudas estatales para el cuidado de las personas mayores y/o enfermas
  • buscar un mayor desarrollo socioeconómico de la UE que sea menos dependiente del resto del mundo

Las diferencias entre los países se aparecen reflejan, por ejemplo, en el deseo de la mitad de los alemanes y austríacos a que los dirigentes políticos aumenten la presión fiscal sobre las personas que no tengan hijos para relajar la de aquellas que sí los tienen, que choca con un escaso 15% que opina de la misma forma en Suecia, Dinamarca o Gran Bretaña.

Anuncios